Get Adobe Flash player

Judicial

Al parecer por problemas pasionales una pareja murió de manera violenta con arma de fuego. Según la primera hipótesis de la Policía Nacional, la mujer asesinó a su compañero sentimental y luego se suicidó con la misma arma de fuego en el municipio de Aguachica, Cesar.

Los hechos ocurrieron en la vivienda localizada en la manzana H con casa 28 de la Urbanización Arboledas de Alvequín.

Según las autoridades, al parecer Blanca Belén Maldonado Álvarez sostuvo una discusión con su pareja que se tornó violenta, tomando esta la decisión de buscar un arma de fuego para asesinar a Arnulfo Quiñonez y luego quitarse la vida.

El levantamiento de los cuerpos estuvo a cargo de la Seccional de Investigación Criminal, Sijín, de la Policía Nacional, los cuales se encargarán de esclarecer el crimen pasional. 

Foto cortesía de la Prensa Web

La madruga del domingo se vio perturbada en el barrio Villa Paraguay, del municipio de Aguachica, Cesar, tras escucharse a eso de las 5:40 de la mañana varios disparos que alertaron a la comunidad de la calle 45, hecho que dejo muerto un uniformado de la Policía, dado de baja uno de los presuntos delincuente y capturados dos más quienes resultaron heridos.

Según se pudo conocer las autoridades fueron informada de unos disparos al aire en este sector, pero al llegar una de las patrullas motorizada al sitio, fueron recibidos a tiros por varios sujetos.

Reaccionando de inmediato los otros miembros de la unidad policial, uno de los sujetos que embistió a los uniformados fue impactado y dado de baja, en la misma acción fueron capturadas otras dos personas que resultaron heridas, recuperada un arma de fuego e inmovilizada una moto y un vehículo donde se transportaban estos presuntos delincuentes.

La Unidad Móvil de Criminalística del Cuerpo Técnico de Investigación, CTI, de la Fiscalía, fue la encargada de realizar la inspección técnica a los cadáveres del patrullero, identificado como Luis Fernando Pantoja Martínez de 33 años de edad, quien presenta cinco impactos de arma de fuego y del delincuente dado de baja, identificado  como Yeiner Afanador Quintana, de 22 años de edad, quien resultó lesionado de bala en el tórax, abdomen, tronco y muslo.

Los otros heridos y detenidos por las autoridades son la esposa de Afanador, Kelly Johana Guerrero Sánchez de 24 años, herida por laceraciones y Enrique Amaya Arias, que resultó lesionado de gravedad por un impacto de bala en la cabeza teniendo que ser remitido desde el mencionado municipio a un centro asistencial de Bucaramanga.

Pantoja Martínez, era natural de Montería, Córdoba. Deja tres hijos, llevaba 6 meses en Aguachica, Cesar, trasladado de Medellín y con 11 años de servicios en la institución.

El Coronel Mauricio Pedraza, comandante de la policía en Cesar, indico que lamenta la perdida de este uniformado un héroe de la patria que murió en su deber, expresamos las más sentidas notas de condolencia a su esposa y su familia.

Entorno a los hechos manifestó, que se avanza en las investigaciones para establecer si estas personas pertenecen algún grupo armado ilegal.  

Un administrador de un taller en el municipio de la Jagua de Ibirico, Cesar, tomo la fatal decisión de poner fin a su vida autoeliminandose.

La victima identificada como Nay Enrique Plata Pérez fue hallado suspendido de un cable  este sábado en su  vivienda situada en la carrera 4A con 10-65 del barrio 5 de Marzo, después de suicidarse mediante ahorcamiento.

Este joven, de 21 años, se desempeñaba como administrador de un centro de diagnóstico automotriz, se desconocen las causas por las cuales habría tomado la determinación de quitarse la vida.

Con este hecho se elevan 34 los casos de suicidios en el departamento del Cesar durante el 2018.

 

Un hombre perteneciente a la Comunidad LGBTI, fue asesinado a balas este miércoles en Valledupar.

La victima un trabajador sexual de la calle 44, fue identificada como Edgar Alexander Chirinos Carrillo, de origen venezolano, quien se encontraba frente al establecimiento denominado Residencias Pasión, en la calle 44, frente a las mallas del aeropuerto Alfonso López de esta ciudad.

Las primeras versiones del hecho indican que en el sitio se encontraban varias personas, aparentemente, trabajadores sexuales, y pasaron hombres en moto y les dijeron que se fueran del lugar.

Según testimonios recogidos en el sitio de los hechos, Chirinos Carrillo fue el único que se quedó allí y le dispararon en varias oportunidades, impactando dos disparos en su humanidad, lo que le causó la muerte de manera inmediata.

La Policía llegó al lugar del crimen y acordonó el sitio para realizar los actos urgentes y la práctica de inspección a cadáver.

La Sijin inició de inmediato las investigaciones y las labores de vecindario para tratar de dar con los asesinos de este hombre.

Los habitantes del barrio Las Cabañas de la ciudad de Valledupar, se despertaron la mañana del miércoles con una escena trágica en su sector, tras observar la muerte de dos personas en un pequeño apartamento, en donde se encontraba una mujer tendida en la cama sin signos vitales, mientras en otro extremo estaba colgado el cuerpo de un hombre.

Las víctimas fueron identificadas como Lillybeth Ochoa Reyes, de 33 años, quien al aparecer falleció por asfixia y José Alfredo Núñez Morales, de 43 años, quien sería el autor del homicidio de la mujer que trabajaba como estilista.

Testigos del hecho manifestaron que al parecer el hombre habría matado la mujer porque ella pretendía reconciliar con el padre de dos hijos de su anterior pareja.

De otro lado el padre de José Alfredo Núñez Morales, dijo que la relación duró más de una año y tenían cuatro meses de estar separado de Ocho Reyes.   

Por su parte Mercedes Reyes madre de la joven dijo que en reiteradas ocasiones su hija lo rechazó porque no quería continuar con la relaciona ya él la amenazaba constantemente.

Miembros del CTI llegaron al lugar para realizar la inspección técnica de los cuerpos e iniciar así las investigaciones que permita esclarecer este hecho, que una de las hipótesis que se maneja, es que habría sido por celos. 

El caso conmocionó a los moradores del apartamento ubicado en la transversal 28B # 20- 76 en inmediaciones a la Universidad Popular del Cesar, sede Sabanas en el sur de Valledupar.

Se estableció que la mujer residía con sus familiares en el barrio 7 de agosto de Valledupar, mientras que Núñez Morales quien trabajaba la albañilería vivía en el lugar donde se registró la tragedia.

 

Página 1 de 169