Get Adobe Flash player

Judicial

La administración del Alcalde Fredys Socarrás Reales y la Policía Nacional, decidieron identificar con un chip las motocicletas en que se movilizan las personas en áreas urbanas y rurales del municipio de Valledupar.

El sistema busca fortalecer la ofensiva contra el sicariato, el fleteo, los atracos callejeros, los hurtos a locales comerciales, a residencias y demás manifestaciones de la delincuencia común.

El plan será lanzado en un acto especial, dentro de la  lucha frontal contra las organizaciones que pretenden sembrar el pánico y la zozobra en la ciudad y en los corregimientos, afirmó el Alcalde Socarrás Reales.

Con el sistema del chip, se busca cuantificar el número de motos que hay en la ciudad, quiénes son sus propietarios y quiénes las conducen.

 “Con este nuevo mecanismo, vamos a descubrir a los asesinos y los organismos investigadores actuarán de manera rápida y preventiva, antes que los delincuentes accionen sus armas y continúen las víctimas selectivas agregó el Alcalde.

Además de la policía, participarán otras entidades de seguridad, para cristalizar esta campaña que entrará en operación próximamente para vencer a los generadores de violencia,

La decisión se adoptará porque las autoridades y el Gobierno consideran que más del 90% de los crímenes, fleteos, atracos a mano armada, hurtos en sus distintas modalidades, son cometidos en motocicletas, pese a la norma restrictiva expedida hace varios meses, en el que prohíbe transitan con parrilleros hombres mayores de 14 años.

Luego de las investigaciones adelantadas, en una vivienda ubicada en la invasión Tierra Prometida,  la Policía a través de un allanamiento encontró 22 computadores portatiles, accesorios y una planta de sonido, que fueron hurtados el 11 de abril de este año en el plantel educativo de Minas de Iracal, corregimiento de Pueblo Bello.

La operación la realizó la Policía, en coordinación con la Fiscalía General de la Nación, entidad que autorizó la diligencia de registro y allanamiento en donde se logra la recuperaron los elementos.

Por este hecho, las autoridades identificaron a cuatro personas, quienes serían las responsable de este hecho ilícito y se está a la espera que se emitan las respectivas órdenes de captura para que comparezcan ante la autoridad competentes.

Se trata de Shiklin Damián Mojica Gámez, de 35 años de edad,quien fue capturado por Unidades de la Policía Nacional adscrita al grupo de Antisecuestro y Extorsión Gaula, cuando recibía la suma de tres millones de pesos, producto de la extorsión, en hechos registradosen la carrera 16 entre calles 21 y 22, vía pública de Agustín Codazzi.

Mojica Gámez, según el informe oficial, se identificaba como integrante banda delincuencial al servicio de “Los Rastrojos”, para intimidar a su víctima.

El capturado fue dejado a disposición de la Fiscalía Primera Especializada ante el Gaula Cesar, por el delito de extorsión. 

Como Ricardo José Ospino Ariza, Ricky, de 29 años de edad,  fue identificada la persona capturada en el corregimiento San José de Ballesteros de Nueva Granada, Magdalena, considerado como uno de los más buscados por la Policía el Cesar. Está sindicado del delito de tráfico, fabricación o porte de estupefacientes y al momento de su judicialización  se le notificó que en la fecha era requerido por el delito hurto calificado y agravado.

En la actualidad, según las autoridades, Ospino Ariza, se encontraba con medida de aseguramiento en su lugar de residencia por el delito de hurto, pero al notar su fotografía en el cartel de los más buscados del Cesar, huyo hacía el departamento del Magdalena.

 

Alias Ricky  es el capturado número 8 del cartel de los 20 más buscados por el delito de Hurto en todas sus modalidades.

Servidores del CTI Unidad Local Aguachica (Cesar), en el corregimiento Los Columpios de esa población, hicieron efectiva la orden de captura expedida por el Juzgado Segundo Promiscuo Municipal con funciones de control de garantías, en contra de Álvaro Biuche Pacheco, de 23 años, quien es requerido por la Fiscalía 21 Seccional, como presunto responsable del delito de acceso carnal abusivo con menor de 14 años.

El procesado quien fue puesto de inmediato ante las autoridades solicitantes, fue asegurado con medida privativa de la libertad en una cárcel de Valledupar.

Los hechos que llevaron a esta decisión, ocurrieron el 12 de mayo de 2013 cuando la víctima de 12 años de edad, se encontraba en su residencia ubicada en el barrio San Marcos de Aguachica. De allí la sacó Biuche Pacheco y se la llevó para a un motel en donde la habría accedió carnalmente.