Get Adobe Flash player

Judicial

En delicado estado de salud permanece Roselida Álvarez García, una adulta mayor de 64 años, quien resultó herida en medio de un atraco que se registró este jueves en horas de la tarde en el barrio de invasión Brisas de La Popa de Valledupar.

Se pudo conocer que tres sujetos que se movilizaba en  una motocicleta llegaron hasta una tienda del sector y luego de intimidar con arma de fuego al propietario para que entregara sus pertenecías, uno de los delincuentes disparó contra la humanidad de una  adulta mayor que iba llegando al local comercial.

La mujer fue gravemente herida en el tórax. De inmediato los delincuentes emprendieron la huida sin rumbo desconocido.

La víctima fue llevada a la central urgencias del hospital Eduardo Arredondo Daza sede La Nevada, pero debido a la complejidad de su estado de salud fue trasladada al Rosario Pumarejo de López.

La adulta mayor es oriunda de Ocaña, Norte de Santander, y reside en la manzana 3 del barrio de invasión Brisas de La Popa.

 

Como Wilson Parada Contreras fue identificado el recluso encontrado muerto en un aparente suicidio en una celda de la penitenciaría de Máxima y Mediana Seguridad de Valledupar donde pagaba una condena de 28 años por homicidio.

El hecho que se registró la tarde de este martes, las autoridades iniciaron las investigaciones, teniendo en cuenta que el recluso se encontraba en una celda aislado, al parecer bajo observación psiquiátrica.

Se conoció que Parada Contreras, de 33 años, era oriundo de Norte de Santander y fue trasladado desde el 2013 al penal de la capital del Cesar.

Según la versión de un funcionario del INPEC, “al pasar por la torre 9 donde se encuentra la celda, observa una persona colgada de los barrotes con un pedazo de sabana atado al cuello”.

Su cuerpo fue traslado hasta las instalaciones del Instituto de Medicina Legal de Valledupar para la respectiva necropsia y determinar las causas de la muerte.

 

Bajo el puente del balneario Hurtado, en el río Guatapurí, buzos del Cuerpo de Bomberos de Valledupar encontraron el cuerpo de un joven venezolano de 17 años que desapareció tras lanzarse al afluente cuando disfrutaba de un  paseo junto con varios amigos el pasado lunes festivo.

El hallazgo se realizó a 10 metros de profundidad a las 3:43 de la tarde de este martes, según indicó el comandante de la emergencia Tomás Charris, del Cuerpo de Bomberos.

Los organismos de socorro reanudaron la búsqueda ayer a las 7:00 de la mañana con la inmersión de buzos resultando lesionados dos de ellos por lo que fueron trasladados a un centro asistencial de la ciudad.

El joven ahogado, tenía 25 días de haber llegado a Valledupar, salió de paseo con unos amigos al balneario Hurtado, lanzándose desde el puente de concreto, sin que volviera aparecer. “El quedó atrapado en un remolino y como que se golpeó con las piedras”, dijo uno de sus acompañantes.

El caso se presentó a pesar de la advertencia de las autoridades de evitar ingresar a la corriente, debido a que por las lluvias que se registran en la zona, el caudal del afluente ha aumentado.

Martes, 06 Noviembre 2018 06:00

Joven venezolano se ahogó en el río Guatapurí

Escrito por

Un joven de 17 años de edad, de nacionalidad venezolana, murió por inmersión la tarde de este lunes festivo en las aguas del río Guatapurí en Valledupar.

La víctima fue identificada como Daniel Alejandro Fernández, de 17 años de edad y quien hace quince días había llegado procedente del vecino país Venezuela.

Fernández residía con su señora madre en el barrio Siete de Agosto de Valledupar. Después del mediodía de este lunes salió con varios amigos al río Guatapurí y se ubicó en el sector conocido como ‘la isla del Amor’, en la parte alta del balneario Hurtado.

Miembros de la Defensa Civil y el Cuerpo de Bomberos de Valledupar participaron en las labores de rescate que tuvieron que ser suspendidas por la llegada de la noche y por las fallas en un equipo de buceo lo que estuvo a punto de ocasionar que uno de los buzos se ahogara, por la fuerza de la corriente.

Se cree que el cuerpo de Daniel Alejandro Fernández se encuentra en uno de los pozos profundos que están ubicados debajo del puente Hurtado, por lo cual, en horas de la mañana de este martes comenzarán las labores de búsqueda en ese lugar.

 

Mujer capturada en La Paz

En las últimas horas, miembros del Gaula Militar Cesar adscrito a la Décima Brigada y del CTI de la Fiscalía, capturaron en los municipios de la Paz y Valledupar, en el departamento del Cesar, a dos mujeres de 18 y 30 años de edad respectivamente, por el delito de extorsión.

En la Paz, gracias a una denuncia, el Ejército Nacional y la Fiscalía General de la Nación, adelantaron trabajos de inteligencia, que permitieron establecer que una mujer de 18 años, quien trabajaba como empleada doméstica, extorsionaba a su ex pareja sentimental (un hombre casado), a través de mensajería vía redes sociales, cobrándole sumas de dinero, a cambio de no publicar fotografías íntimas de ellos en la red social Facebook, afectando así su matrimonio.  Así mismo, lo intimidaba amenazando no solo su integridad sino la de sus familiares, asegurándole que ella tenía contacto con ex guerrilleros que se encuentran en la zona veredal de San José de Oriente.

La mujer fue capturada en flagrancia, en la vía que conduce al cementerio municipal, por las autoridades cuando cobraba el monto de 200.000 pesos a su víctima.

Mujer capturada en Valledupar

Por otro lado, en Valledupar, gracias a las denuncias realizadas hace 5 meses, se logró verificar a través de labores de investigación, que una mujer de 30 años de edad, desde Valledupar hacía llamadas extorsivas a varios agricultores y ganaderos de los municipios de Pailitas y Pelaya del sur del Cesar, presentándose como integrante del grupo armado organizado Los Pelusos, exigiéndoles pagar  grandes sumas de dinero, a cambio de no afectar sus negocios y la integridad de sus familias.

Según las investigaciones, esta mujer trabajaba en la plaza central de mercado y desde allí identificaba a sus víctimas, para hacerles posterior trabajo de inteligencia y extorsión, logrando hasta la fecha recaudar más de 20 millones de pesos.

Las capturadas fueron puestas a disposición de las autoridades competentes para su debido proceso.