Get Adobe Flash player

Recapturaron a 2 adolescentes de los 5 que se fugaron el pasado sábado 30 de septiembre, del Centro de Formación Juvenil, conocido como “el Cromi” ubicado en el barrio Arizona norte de Valledupar.

Los dos  jóvenes  fueron persuadidos    para  su regreso en el barrio Primero Mayo; por funcionarios  del  ICBF y sus  familiares. Trascendió    que  uno de los que  regresó al  reformatorio    tiene 19 años  de edad  en la actualidad    y   fue  condenado  por el crimen  del  estudiante   de la UDES, Freddy José Pérez Romero, quien  estaba a punto de graduarse como ingeniero industrial en la Universidad de Santander, sede Valledupar,  el hecho ocurrió el   3 de junio de 2016, cuando  el infractor   tenía  17 años y estaba punto de cumplir  los 18.

Entre los que se dieron a la huida, se encuentra  el adolescente   que habría asesinado al funcionario del CTI,  Sergio Medina,  el otro acusado del crimen del  médico Angel Kiry Maya.

De  acuerdo   a las  autoridades la fuga se presentó cuando los  muchachos que dormían en la sala de televisión, debido al alto hacinamiento, usaron una segueta para romper los barrotes de la ventana, por donde terminaron alcanzando la calle.

Son interminables  las  quejas de los vecinos de los barrios  Arizona,  Nueva Esperanza y Callejas entre otros ubicados en esa zona norte de Valledupar.

 

Publicado en Judicial